Gendarmería no permitió fotografiar el secuestro

gendarmeria-1-2-16

Los gendarmes aseguraron que “por orden del juez” no se podía fotografiar ni filmar lo que fue secuestrado y echaron a la prensa que buscaba registrar lo secuestrado. “Nosotros después les vamos a decir cuánto se secuestro”, explicó uno de los uniformados.

La decisión de no permitir filmar ni fotografiar lo secuestrado y la llamativa salida de los policías de la provincia, dejando solos a los gendarmes, sorprendió de sobremanera, principalmente porque el filmar y fotografiar lo secuestrado es una práctica habitual.

La gendarmería apresuró el traslado del auto (no se realizó siquiera el peritaje en el lugar) a la sede que la fuerza tiene en Avellaneda y comenzó la requisa del vehículo.

No permitieron el trabajo de la prensa “por orden de la superioridad”, dijeron y aclararon que esa orden provino directamente del Juez Federal Aldo Alurralde.

“Ya estamos trabajando con los testigos, les pedimos que se retiren. Después les vamos a decir cuánto se secuestró”, dijo finalmente el gendarme.