El gobierno dio marcha atrás y dicen que el 40% fue “malinterpretado”

paro-docente-20-2-16

Los docentes están en “estado de alerta y movilización” tras la marcha atrás del gobierno nacional que ahora dice que el 40% de aumento fue “malinterpretado” por los gremios. Macri declaró que “el aumento tiene que estar por debajo del 25%”.

Luego de que el presidente Mauricio Macri afirmara que el límite del aumento salarial a los maestros debería ser “del 25 por ciento a nivel provincial”, el Ministerio de Educación suspendió la firma del acuerdo al que se había comprometido con los cinco gremios nacionales del sector, que contemplaba un aumento del 40 por ciento en dos cuotas. Los representantes sindicales denunciaron que “es la primera vez en una paritaria nacional que el empleador se niega a firmar su propia propuesta”, advirtieron que no permitirán ningún techo en las negociaciones y anticiparon que, de no haber una respuesta inmediata, resolverán “medidas de acción directa”.

Durante una conferencia de prensa, los gremialistas nucleados en Ctera, Sadop, UDA, AMET y CAF se declararon “en estado de alerta” y denunciaron “el incumplimiento de la palabra” del ministro de Educación, Esteban Bullrich.

“Hacemos totalmente responsable al gobierno nacional por el futuro inmediato de la educación argentina”, remarcó Sergio Romero, de Unión de Docentes Argentinos, quien lamentó que “se esté tirando por la borda” el acuerdo que contemplaba un aumento del 29 por ciento en febrero y del 40 en total con el sueldo de julio.

Antes de la suspensión del encuentro de la jornada, el propio Bullrich, en una entrevista a un matutino porteño, había negado que el aumento fuera del 40 por ciento, había sostenido que “si se suma el 25 por ciento que ponen las provincias a los 500 pesos que nos comprometimos a pagar como fondo de incentivo, nos da alrededor de un 32 por ciento”, y le había reprochado a los gremios haber divulgado la cifra del 40 por ciento para demostrar que “nos torcieron el brazo”.

No obstante, el ministro no desmintió el acuerdo previo pero, al mediodía, suspendió la firma del acta prevista para la tarde, luego de que Macri dijera durante una entrevista radial que “absolutamente” existía un límite del 25 por ciento de aumento para el salario docente. “Todas (las provincias) han marcado que no pueden poner más del 25, y muchas dijeron que pueden poner menos. Eso resultará del acuerdo provincia por provincia”, añadió.

Sonia Alesso, titular de Ctera, remarcó que “había una propuesta concreta (hecha por el Gobierno) que solo faltaba firmar”, y ante la marcha atrás oficial instó a las autoridades nacionales a retomar las negociaciones para ratificar el acuerdo original.

“Sentimos un fuerte intervencionismo del gobierno nacional en las provincias”, coincidieron los gremialistas a la hora de criticar los dichos de Macri, e intimaron a la cartera educativa a dar “una respuesta a la brevedad, para tranquilidad de los trabajadores y de la sociedad”.