“Tranquilos muchachos, ya me voy a ir en algún momento y van a ocupar este lugar”

roberto-ceballos-21-3-16

La semana pasada paso por Cuarto Intermedio (miércoles 22hs por LTV) el Director del Hospital Central de Reconquista, Roberto Ceballos. Compartimos lo más destacado de la entrevista.

¿Hace cuanto que estas en la dirección del hospital?
De junio de 2009

¿Sos uno de los que más ha durado en el cargo?
Soy el que más ha durado como Director del Hospital en los últimos tiempos. Y así la estoy pagando.

¿Por qué lo decís?
Es un cargo que muchos quieren tener. Yo tengo las tareas que me corresponden como director, el trabajo que cumplo como médico en el hospital (cirujano) y las peleas con los enemigos internos. Que son los peores. Adentro se les llama las quintas columnas, porque para que te sirve una quinta columna? Son los que como no pueden elevarse ellos, socavan al resto.

¿Eso no se puede erradicar?
No. Ha existido y va a existir siempre. Los lugares vacíos se ocupan. Y si están ocupados, se busca desocuparlos para ocupar ese lugar. Es una ley. A veces no se sabe para qué. Y cuando llegan son como perros arriba de un árbol, que no entienden para qué subieron.

Pasaron distintos Ministros de Salud, de 2009 a esta parte, que por lo general provocan cambios en puestos claves como el tuyo. ¿Por qué crees que seguís siendo Director del Hospital?
Como primera instancia quiero decir: tranquilos muchachos, ya me voy a ir en algún momento! Ya van a ocupar este lugar! Y como segunda cuestión, no sé porque sigo. Porque la situación más fácil es ser oposición. Desde abajo es lo más cómodo decir que el de arriba es un inútil. No obstante, esto es como la vida. Hay un principio y hay un final. Lo importante es cómo te vas. Si es con dignidad o sin ella.

¿Sigue tan politizado como siempre el Hospital?
Si, totalmente. Cosa que yo combato todo el tiempo. Yo les digo que adentro se habla de política sanitaria y no de política partidaria. Pero es muy difícil. Esta la lucha de los gremios también. Hay mucha exposición. A nadie se le escapa que para muchos, el Concejo del Hospital es un trampolín para arrancar una carrera política.

Estamos en paritarias. ¿Cómo llevas esto de tener un pie de cada lado del mostrador al ser médico y director?
Como primera cuestión, te voy a decir que yo estoy con los gremios. Al gremio hay que cuidarlo. Las conquistas sociales que han logrado tus padres y mis padres, se deben a la lucha de los gremios. Lo que no hay que hacer es mal uso del sindicato para beneficio propio. Y en relación a las paritarias, es muy sano que existan porque son buenas para el trabajador. No participo en ellas porque no estoy afiliado a ningún gremio después que renuncié a AMRA hace 4 años. Así que solo recibo la información, como tantos otros profesionales, de los resultados de las paritarias y nada más.

¿Seguimos con el inconveniente de la falta de médicos porque la mayoría de los egresados en medicina se van a otras ciudades, Rosario y Santa Fe fundamentalmente, y no quieren venir acá?
Sí. Lamentablemente, sí.

¿Y como creerías vos que se podría modificar eso?
Creo que se le podría decir a los residentes, en su último año de residencia, que tienen que ir a hacer su especialización al interior de la provincia. Para que el Estado lo destine a los lugares donde sean más necesarios. Hoy, en nuestra provincia, el residente elige donde quiere ir. De todas maneras, es solo una opinión personal.

La semana que viene se licita la tercera etapa del nuevo hospital. En materia de recursos humanos, ¿cuánto falta para abastecer lo necesario al momento de su inauguración?
Ya les he solicitado a los jefes de servicio, en tres oportunidades, que me den un informe en relación a lo que necesitarían en materia de personal en cada una de sus áreas cuando nos tengamos que mudar. Algunos contestaron y otros aún no. Y a partir de ahí, se complementa eso con las estadísticas que hay en la materia en cuanto a necesidades. Como por ejemplo lo que plantea la OMS. Pero tratando de contestar lo que me preguntas, falta en la mayoría de los servicios lo que se llama la segunda línea. Que en muchos casos equivale a idéntico número de personal que la primera.
De todas maneras, déjame recordar que antes de 2008 el personal que había era menos de la mitad del que tenemos hoy. No existían guardias permanentes en pediatría como ahora. Antes la UCIP era casi un depósito para poner chicos y ahora cuenta con 3 intensivistas pediátricos que vinieron del Alassia.

Ustedes, puertas adentro, ¿tienen alguna idea de cuando va a abrir sus puertas el nuevo edificio del hospital?
Para mediados de 2018 esta anunciado, en teoría, que puede inaugurarse el Hospital.

¿Vos pones las manos en el fuego por cada uno de los médicos que trabajan en el Hospital?
No. Bajo ningún punto de vista. Yo estoy tratando con seres humanos y no con ángeles. Hay gente que es valorable y hay gente que es desechable. Pudimos limpiar a muchos pero a otros no, porque o no les queda opción o les queda cómodo. Hay gente que no sirve ni para ver quien viene, pero estamos nosotros para controlarlos. Pasa que en el Estado Nacional o Provincial hay que matar al Presidente o al Gobernador para que te echen. Es la única forma. Por eso muchos quieren entrar a trabajar en el Estado, porque hacen poco y ganan un sueldo. Y en esta provincia es una de las que mejor ganan los médicos.

¿Acá gana bien un médico?
A comparación de otros lugares, sí. Anda a Córdoba, Chaco, Santiago o Corrientes y fíjate cuanto ganan los médicos. Si vos me preguntas si deberían ganar más. Yo te digo que absolutamente. Tiene que ganar mucho más. ¿Tiene precio tiene la salud? No. Entonces, cual es mi valor como prestador de la salud? ¿Y en la parte privada quien pone el valor? Aquellos que tienen las capitas. Y quienes manejan las capitas van a intentar siempre cobrarte más a vos como afiliado y pagarle menos al médico que te atiende. Es así. Porque buscan que le quede dinero en el fondo por el cual crearon esa ART, Obra Social o Prepaga. Es para ganar dinero.

¿Que pasa con los médicos que trabajan menos horas de las que cobran?
Para eso están los jefes de área. No tienen que chapear de jefe sino trabajar de jefe. Ellos me informan a mí, y yo actúo. Yo no puedo estar en todos lados, para eso están ellos. Te aclaro que les hemos descontado el sueldo a muchísimos médicos por no cumplir con su jornada de trabajo.

¿Cómo ves el rol de los medios de comunicación locales en relación al Hospital y la salud en general?
Yo creo que han cambiado mucho, para bien, en los últimos años. Nosotros no somos semidioses. Entonces nos tienen que criticar cuando somos criticables. Porque uno por ahí cree que va por el buen camino y esta equivocado. Lo que no me gusta es cuando hablan cosas sin haber investigado o cuando tienen intenciones espurias. Que las hay. Eso sí me molesta. A veces, también, salen cuestiones armaditas de la que se prenden varios para pegarle a alguno del hospital.

¿Eso se arma de adentro?
Sí, claro. De adentro y con gente de afuera. Y ahí me molesta cuando los medios se prestan para eso.

En cuanto al caso Bonora, ¿en qué instancia judicial se encuentra la causa?
Hoy (por el pasado miércoles) nos habían citado a comparecer en la Sala 1 pero no se hizo porque no se presentaron los testigos y por otras cuestiones más sobre la presunta mala praxis. Porque es muy fácil hablar de mala praxis pero no saben lo que dicen. Medicina la ejercen los médicos así que la gente que no sabe, que no opine de mala praxis. Porque una herida abierta muchas veces se deja así y cura por segunda. Lo que no significa que no haya médicos que no hacen una buena práctica. Pero hasta ahora es presunta mala praxis, hasta que no se demuestre lo contrario. Lo que sucede es que la condena social ya está hecha. Ya se juzgó y se condenó. No tienen porque, personas ligadas a la justicia y otras que no lo están, haber hecho eso. Eso es muy malo. No es justo.