A cuántos pasos estás de dejar de ser una persona sedentaria

El sedentarismo es uno de los grandes males de la sociedad. Según la Organización Mundial de la Salud produce 5.3 millones de muertes al año. Uno de los grandes responsables de este problema es el ritmo de la vida moderna. En la sociedad actual las personas se volvieron cada vez más inactivas debido a las comodidades, como también por los trabajos que surgieron a partir de los avances tecnológicos.

Varias investigaciones aseveran que el sedentarismo acelera la aparición de enfermedades, lleva al tabaquismo y a la obesidad.

“La actividad física y la conducta sedentaria son considerados más bien comportamientos opuestos”, explicó Russel Pate, profesor de Ciencia del ejercicio en la Universidad de Carolina del Sur, EEUU.

La conducta sedentaria, por su parte, “incluye actividades que involucran poco o ningún movimiento, como sentarse frente a una computadora, recostarse en el sofá o manejar”, añadió Pate.

Caminar es una actividad física en sí misma, sin importar la cantidad de pasos al día, que implica movimiento. Sin embargo, Pate aseguró que alguien puede caminar de manera regular “y aún así tener mucho comportamiento sedentario” y que este tipo de comportamiento “es muy común en la sociedad actual”.

Un trabajo minucioso de la Universidad de Toronto encontró que estar sentado por demasiado tiempo –incluso cuando se ejercita de manera regular- conduce a subir las tasas de internación, de enfermedades cardíacas y cáncer, así como la muerte temprana.

Para llegar a esta conclusión, los científicos analizaron 47 estudios, en los que se indagaba en la relación entre las horas que las personas se quedaban sentadas, con las tasas de enfermedades del corazón, diabetes y cáncer, entre otras. El resultado fue contundente: cuantas más horas se la pasaban sin hacer actividad –desde mirar televisión a estar recostado en un sofá leyendo- el riesgo crecía de manera exponencial.

Por ejemplo, pudieron determinar que la categoría ‘heavy sitter’ (los sedentarios de mayor grado) tenían un 90% más de riesgo de desarrollar diabetes; un 18% de mayor propensión de morir de enfermedades del corazón o cáncer, y un 24% más de probabilidades de fallecer por cualquier causa.

¿Cuánto se debe caminar?

En promedio un adulto camina aproximadamente unos 2.000 pasos al día, entre las actividades más comunes, como ir a trabajar o realizar compras. Al incrementar los pasos hasta unos 10.000 al día, dijo Pate, se puede mejorar la salud cardiovascular sin tener que ir al gimnasio.

Estar sentado mucho tiempo está asociado con problemas de salud, desde riesgos de sobrepeso, diabetes y problemas de colesterol hasta muerte prematura.

Dar 5000 pasos diarios o 10.000 equivale a recorrer cuatro u ocho kilómetros. Pero si se concentra todo en una sola sesión de ejercicio y el resto del tiempo se está frente al escritorio o la televisión, la persona se vuelve más sedentaria que activa.

De acuerdo al National Center for Biotechnology Information realizar 10.000 pasos al día es el mínimo exigible para que esta actividad física se traduzca en beneficios significativos para la salud y no considerarse sedentario.

Los beneficios de ser activo se caracterizan por generar una mayor energía en el cuerpo, con más vitalidad. El cuerpo descansa mejor, se refuerza el sistema inmune, se previenen enfermedades, se reducen los ataques cardíacos y se logra una mejora en la estética del cuerpo.