El Socialismo cerró la era Binner y comienza la etapa de Bonfatti

El partido consensuó una lista de unidad para renovar sus autoridades, con la idea de proclamar el mes próximo al ex gobernador y titular de la Cámara de Diputados de Santa Fe, Antonio Bonfatti.

El socialismo consensuó una lista de unidad para renovar sus autoridades, con la idea de proclamar el mes próximo al ex gobernador y titular de la Cámara de Diputados de Santa Fe, Antonio Bonfatti, como el sucesor de Hermes Binner al frente del partido.

Luego de tensas negociaciones, los socialistas acordaron la nueva estructura de autoridades partidarias, que si bien estará encabezada por un representante del oficialismo partidario (Bonfatti) contendrá también a dos expresiones internas críticas: “Evolución y Cambio”, que responde al legislador porteño Roy Cortina; e “Igualdad y Participación”, fogoneado por el senador nacional Rubén Giustiniani.

De esta forma, será una sola nómina la que quedará presentada a medianoche ante la Junta Electoral partidaria, cuando venza el plazo para formalizar por escrito los nombres de los dirigentes que reemplazarán a Binner y a los 25 titulares y 10 suplentes del comité ejecutivo del partido.

Así, los 120.000 afiliados no irán a internas el 19 de junio próximo, sino que Bonfatti será proclamado presidente del Partido Socialista hasta el 2018, tras dos gestiones -desde el 2012- de Binner.

El “fin del ciclo Binner”, como denominan a esta instancia algunos dirigentes del espacio, obligará al socialismo a “definir un cambio de estrategia frente al nuevo mapa político del país” para mejorar sus chances de disputar poder en las elecciones legislativas del año próximo.

En principio, la cúpula resolvió expresar su clara oposición al gobierno “de derecha” de Mauricio Macri, en el congreso del socialismo santafesino realizado días atrás.

Con la renovación de autoridades, el partido buscará recuperar terreno en el mapa político y superar la desdibujada posición en la que quedó tras los magros resultados electorales conseguidos el año pasado, tanto en los comicios provinciales de Santa Fe, como en las presidenciales de octubre, junto al GEN y a Libres del Sur.

La figura de Binner perdió peso hacia adentro y hacia afuera del partido, tras haber dilapidado el capital electoral cosechado en las presidenciales del 2011, cuando salió segundo detrás de Cristina Fernández de Kirchner.

Eso quedó expresado también en la pésima elección que realizó el año pasado cuando intentó sin éxito convertirse en el senador nacional por Santa Fe y en el paupérrimo desempeño de su aliada del GEN Margarita Stolbizer en las presidenciales de octubre último.

“El partido está desposicionado de la realidad política y muy cerrado a la escucha de los afiliados”, se quejó en diálogo con Télam Roy Cortina, quien aseguró que su corriente disputará los cargos del socialismo en la provincia de Buenos Aires.