La PAT ya actúa en barrio Belgrano de Avellaneda

pat-avellaneda-7-5-16

El gobierno Municipal le pidió al gobierno de la provincia que mande las fuerzas especiales para controlar “con firmeza” el barrio Belgrano que fuera centro de hechos violentos la semana pasada.

El gobierno de Avellaneda acusó un duro golpe el fin de semana pasado con los actos violentos ocurridos en barrio Belgrano. Es por eso que sus autoridades se pusieron al frente de un reclamo de mayor presencia policial en el barrio y fueron muy críticos con el trabajo realizado por la Policía Comunitaria. Tanto es así que pidieron “una vuelta de rosca” urgente pero también una presencia, al menos por un tiempo de la Policía de Acción Táctica.

El domingo habían ocurrido hechos violentos en el barrio y cuando parecía que se volvía a la normalidad, el lunes por la mañana se volvieron a registrar inconvenientes y con los mismos actores. Eso generó la reacción del gobierno que calificó al caso como “la gota que rebalsó el vaso”.
El Secretario de Gobierno, Gonzalo Braidot, habló en La Grieta (FM 94.5 Central) y expresó su “enorme preocupación” por lo que está ocurriendo en ese barrio.

“El intendente llamó a varias autoridades provinciales y pidió avances en materia de seguridad”, contó el funcionario.

“Algunas respuestas tuvimos desde más arriba”, dijo y explicó que el Ministerio de Seguridad ofreció enviar fuerzas especiales para trabajar en el terreno. Ya esta semana se vio un duro patrullaje ejercido por la Policía de Acción Táctica, con armas largas y patrullas especiales.

“Hablamos con Ministro de Seguridad, Fiscales, policías y no teníamos respuestas”, siguió Braidot pero aclaró que “ahora sí escucharon nuestros reclamos” y que desde el gobierno esperan que se dé “una vuelta de página”.

El reclamo no solo fue hacia los miembros del poder ejecutivo sino que además hicieron un pedido a los legisladores provinciales. “Si hay que cambiar una ley cambiémosla”, comentó haciendo referencia a la necesidad de que los que generan problemas en los barrios “queden detenidos”.

También dedicó un renglón al accionar del poder judicial al mencionar que “sabemos y entendemos que los fiscales están completamente desbordados pero hay que dar señales a la sociedad”. Pidió así que “se den sanciones ejemplificadoras con algunos casos porque sabemos que cuando se dan sanciones importante en casos particulares eso genera una reacción en la sociedad, principalmente en estas personas que quieren vivir en el delito”.

Braidot luego centró su crítica en la Policía Comunitaria y dijo que “no ha dado el resultado esperado” y que es “necesaria una vuelta de rosca”.
“En la teoría la Comunitaria es un buen sistema pero hace falta otro tipo de presencia en el barrio”, puntualizó Braidot y agregó que a su entender el principal problema que tiene la Comunitaria es su mala formación. “Tres meses de formación no pueden ser suficientes para largar un policía a la calle”, sentenció.

Sobre la necesidad de una presencia más fuerte en el barrio recordó el paso de Gendarmería haciendo patrullaje por los distintos barrios. “Cuando anduvo la Gendarmería la cosa anduvo bien, se impuso un respeto a las autoridades y no pasaban estas cosas. Tenemos que recuperar esa presencia de Gendarmería que ahora no tenemos por la reorganización que se hizo”, recordó.

Ya están las PAT

El gobierno provincial escuchó los pedidos del intendente de Avellaneda y decidió enviar a las PAT aunque no sin resistencias. Varios son los funcionarios del Ministerio de Seguridad quienes consideran que la irrupción de las PAT en un barrio que no es tan violento como otros de Santa Fe o Rosario podría generar aún más hechos violentos en el futuro.