Siete formas de ser más feliz

feliz

Diversos estudios científicos recogen algunos sencillos trucos que pueden ayudarte a ser más feliz… si lo necesitás

Hay muchos estudios sobre la felicidad humana. Existen factores básicos, como los sociológicos y genéticos (sí, la genética juega un papel importante en la felicidad de cada uno), pero la ciencia también ofrece pequeño ‘trucos’ para conseguir ser más feliz.

Desde Medical Daily han reunido algunos de ellos para establecer siete formas de conseguir ser más feliz. Todos tienen un punto en común, dependen de la disposición de cada uno. Estos son los pasos a seguir:

No compararse con los demás: un estudio publicado en 2013 en The New York Times establecía que quienes no dejan de compararse con los demás tienden a sentirse inferiores y a asumir cargas que, en ocasiones, no les corresponden. Cuando uno no se compara con sus compañeros, por ejemplo, se disfruta más del trabajo. Igual ocurre en otros ámbitos, como el familiar. Cuando uno pone el foco en los demás y no en uno mismo, los objetivos se hacen más difíciles de alcanzar según avanza el tiempo y las posibilidades de fracaso aumentan.

Fingí… hasta que lo consigas: puede parecer una tontería, pero forzar la risa puede ser un buen truco para ser más feliz, según un reciente estudio. Incluso algo tan simple como levantarse y quedarse de pie con la espalda totalmente recta también ayuda, de acuerdo a investigadores de la universidad de California. Fingir que uno está alegre ayuda, aunque pueda parecer una tontería.

Valorá el tiempo por encima del dinero: un estudio del departamento de psicología de la universidad British Columbia confirma que el dinero no da la felicidad… al menos no toda. Disponer de tiempo para uno mismo, los suyos y sus hobbies genera más felicidad que el dinero.

Desconectá un poco: romper con la rutina nos hace más feliz. Un estudio publicado en 2015 afirmaba que simplemente con cerrar la sesión de nuestras redes sociales una semana, uno conseguiría ser más feliz.

Recordá tiempos felices: tomate un rato para recordar momentos en los que fuiste feliz. Esto ayuda, según un estudio realizado por psicólogos de Liverpool. Conexión, autonomía y maestría: el profesor de la universidad de Texas Raj Raghunathan escribía para Psychology Today que existen tres factores fundamentales para ser más feliz. Sentirse conectado con la sociedad, tener capacidad para ser autónomo (sin que eso signifique ser más individualista) y estar convencido de lo que uno hace hace a diario, por ejemplo, en el trabajo (no arrepentirse de haber elegido una profesión) y sentirse importante en este ámbito.

Intentá descubrir tu lado creativo: escribí, creá algo… en definitiva, intentá sacar un rato para poner tu perfil creativo a trabajar. No hace falta hacer una novela, pero escribir ayuda, de acuerdo al estudio elaborado por el psicólogo Mihaly Csikszentmihalyi.