Más de 600 niños de Avellaneda participaron del espacio educativo de Seguridad Vial

plaza-vial-22-6-16

Las actividades organizadas por la Agencia de la provincia de Santa Fe, buscan concientizar sobre la importancia del respeto a las normas entre los más pequeños.

La Agencia Provincial de Seguridad Vial (APSV) organizó en la ciudad de Avellaneda, Región 1 Nodo Reconquista, diversas actividades educativas para promover un uso responsable de la vía pública desde temprana edad.

La jornada se desarrolló este martes en la plaza principal de la ciudad donde se realizaron actividades y juegos a cargo de personal de la Agencia. De las mismas, participaron entre 600 y 700 niños de 4º grado de escuelas primarias públicas y semi públicas. El objetivo fue fomentar los valores necesarios para lograr una buena convivencia vial, además del conocimiento de las señales y las normas de tránsito en general.

Representantes de la APSV, especializados en implementar este tipo de actividades pedagógicas en espacios no formales de aprendizaje, guió a los chicos a través de varias estaciones para que en forma de juego incorporen aspectos de la normativa vial relacionados con los roles que cumplen los niños en la vía pública tales como el de peatón, el ciclista y/o el pasajero.

La Agencia fue convocada por la municipalidad de Avellaneda y acompañó el espíritu de la jornada instalando el circuito vial, destinado a transmitir conocimientos de educación vial para los más chicos. El director de Formación y Divulgación, Sebastián Kelman, sostuvo que “la propuesta de la agencia es generar un espacio de reflexión integral, destinado tanto a los niños como a los padres y adultos que deseen acompañar este proceso de aprendizaje de las normas y los valores viales a través del juego”.

JUEGOS Y APRENDIZAJE
Los chicos presentes participaron del espacio educativo de la Agencia para desarrollar acciones de concientización con juegos temáticos y entrega de folletería. También se instaló el circuito vial que permite manejar un vehículo en un entorno que simula una pequeña ciudad, con sus calles y señales de tránsito.

El personal de la APSV que guió la experiencia, hizo hincapié en que si bien es un juego, el objetivo es mirar y atender a la señalización vial para aprender a respetarla.

Los niños participaron activamente de los distintos juegos y recibieron material informativo para la familia sobre los distintos factores de riesgo que inciden en la siniestralidad vial, con recomendaciones para viajar seguros en cada caso.