Este año, estudiar en Reconquista costará cerca de $8.000

Los precios de los alquileres siguen trepando y se llevan gran parte del presupuesto de los padres. Ya comenzaron las reservas y no se consiguen departamentos de un dormitorio por menos de $2.000.

La ciudad de Reconquista se ha convertido en uno de los polos educativos más grandes de la provincia, y atrae a jóvenes de toda la región que buscan realizar una carrera universitaria o terciaria. 

Por lejos, el Profesorado “Ángel Cárcano” sigue siendo el instituto con mayor convocatoria y este año se estima que -nuevamente- superará los 3.000 alumnos. Luego vienen las tres universidades (UCA, UTN y UNL) que siguen creciendo y ahora todas ellas con edificios propios. Y las privadas, con carreras a distancia, vienen un poco más atrás junto a otros institutos terciarios.

Los estudiantes foráneos que tomen la decisión de vivir en Reconquista para poder realizar su carrera deberán disponer de un presupuesto importante, destinado a cubrir todas las necesidades.

Si bien habrá personas en mejores condiciones y otras que busquen algo más económico, este informe intenta calcular un promedio de lo que costará enfrentar los estudios en la ciudad.

Alimentación
Tomando como referencia que el año pasado el Comedor Universitario costó $30 por día, y suponiendo un gasto similar para la cena y algo más para desayuno y merienda, estamos hablando de un gasto de $80 por día, lo que suma $2.400 al mes. Vale mencionar que el comedor universitario no da cena y que sólo tiene cinco comidas por semana.

Techo
Sin lugar a dudas, el costo fijo más importante que tienen todos los que van a radicarse en la ciudad es el de un alquiler. Las opciones son muy variadas y todo depende del lugar donde uno quiera estar. 

La mayoría de los estudiantes, históricamente, elige estar dentro de los cuatro bulevares o los barrios más cercanos a estos, y allí los costos son bastante más altos. Es cierto también que salir de este radio implica abandonar las “comodidades” del agua potable, la cloaca, el pavimento y otros servicios que la ciudad tiene concentrado solo en esa zona privilegiada.

Los alquileres de departamentos de un dormitorio, cocina-comedor y baño empiezan en $1.800 y pueden llegar a los $3.000, dependiendo de la zona y el tamaño. Los de dos dormitorios empiezan en $2.500 y terminan en los $4.000. 

En algunos barrios se pueden conseguir monoambientes desde $1.500, pero las condiciones edilicias dejan mucho que desear.

La mayoría de los departamentos no cuenta con expensas incluídas (agua, gas, impuestos municipales, etc.).

Transporte
Afortunadamente, la ciudad de Reconquista es chica y la mayoría de los estudiantes opta por la bicicleta como medio de transporte fundamental para trasladarse de un lugar a otro. Esto elimina los costos. 

De todos modos subirse a un colectivo tampoco es tan costoso, ya que con el medio boleto moverse entre ciudades cuesta solo $5. 

Subirse a un remis sí es un lujo que los estudiantes no pueden darse. La bajada de bandera (los primeros 300 metros) cuestan $23,50 y las fichas (cada 100 metros) $1,70. 

Entretenimiento e información
Los estudiantes de hoy necesitan estar conectados a internet para poder ampliar sus conocimientos, para estar en contacto con compañeros y profesores y para entretenerse. Lo mismo pasa con el cable. Un poco de recreación es fundamental aunque esto significa más erogación.

Un paquete básico de cable más internet hoy cuesta $850 y se eleva a medida que uno busca especificaciones.

Por otro lado, Reconquista tiene una importante movida cultural gratuita, aunque para eso hay que estar bien informado. También  pueden asociarse a la Biblioteca Municipal para acceder a internet y a los libros, que los hay y muy buenos (se hacen compras por muchos miles de pesos todos los años y están a disposición los últimos títulos de entretenimiento y también académicos).

Regreso al pago
En el primer año, los estudiantes quieren volver a su casa por lo menos una vez al mes y esto genera también otro gasto extra que habitualmente no se tiene en cuenta en el presupuesto inicial. Los más apegados a la familia buscarán visitarlos al menos una vez cada quince días, otros lo harán una vez al mes, siempre dependiendo de la cercanía de su lugar de origen con nuestra ciudad. 

Muchos estudiantes realizan estos viajes en moto propia, otros a dedo, pero la mayoría lo hace en colectivos. Para lo último es clave tramitar el Medio Boleto Estudiantil del gobierno de la provincia en cada casa de estudios.

Apuntes y libros
Otro de los costos altos es el de los apuntes y libros. Si bien la mayoría de las cátedras tienen preparados de antemano lo que se trabajará durante el año, siempre se agregan otros apuntes menores. 

Hay que tomar como referencia que una cátedra tendrá una base de $250 en material impreso (libros o fotocopias) y esto genera también una erogación importante en los primeros meses de arribo al instituto o universidad. En un promedio de 12 materias por año, el costo se eleva a $3.000, pero esto será sólo en uno o dos meses y luego no habrá que volver a preocuparse hasta el año próximo.

Desde hace tiempo, algunos estudiantes compran, a bajo costo, apuntes a alumnos de otros años. En la mayoría de los casos los apuntes se prestan sin mayores inconvenientes. Aquí será clave ubicar amigos o personas de confianza en años superiores para poder hacerse de este material y así achicar gastos. 

Resumen
Sin contar los gastos de vestimenta y otras comodidades, un estudiante promedio deberá tener: $2.000 para el alquiler, $2.400 para alimentarse, $850 para cable e internet, $500 para visitar a la familia dos veces al mes, y otros $2.000 para gastos varios (por ejemplo expensas, apuntes y ocio o recreación). 

Todo esto considerando siempre que el estudiante opte por una carrera en universidad pública. En el caso de optar por una carrera arancelada, los costos subirán considerablemente.