El radicalismo santafesino ratificó su pertenencia al Frente Progresista

Lo hizo este miércoles en su convención provincial y de esa manera competirá en las elecciones locales bajo ese sello. Puede haber localidades donde haya excepciones.

El radicalismo celebró este miércoles su convención provincial y con un documento muy equilibrado ratificó su pertenencia al Frente Progresista Cívico y Social y el “absoluto compromiso con la defensa” de las instituciones nacionales ante el avance de actitudes antidemocráticas, lo que se traduce en un claro apoyo al gobierno de Mauricio Macri.

El primer punto del acta firmada este miércoles, la ratificación a la pertenencia al Frente Progresista, le permite a la UCR competir en los comicios de cargos locales (intendentes, presidentes comunales y concejales) de este año bajo ese sello. Pero el acuerdo entre los tres sectores mayoritarios del partido en la provincia –NEO, MAR y Universidad– incorpora una herramienta que le da mucha versatilidad al radicalismo a la hora de tomar las decisiones. Sucede que se contempla que en casos excepcionales los dirigentes radicales que quieran competir en alguna localidad por fuera del Frente podrán hacerlo, aunque deberán tener el acuerdo y la firma del presidente de la convención provincial, Rodrigo Borla (NEO); el presidente del partido a nivel provincial, Julián Galdeano (MAR); y del presidente del partido a nivel nacional, José Corral (Universidad).

Esos casos se darán “en aquellas localidades en las que la realidad política, o el análisis de la posibilidad de una mejor performance electoral para la UCR y/o el Frente Progresista lo determinen”, reza el punto 3-a-II del acta de la convención. Según el sector del radicalismo con el que se hable, esas excepciones pueden ser muchas o pocas. Rosario será una y en la capital provincial la situación todavía se tiene que definir y dependerá del consenso entre radicales y socialistas.

La situación para los comicios nacionales será diferente. Los dirigentes de la Unión Cívica Radical provincial esperan los resultados de la convención nacional –que se realizará en la ciudad de La Plata, el próximo 3 de abril– que dará los lineamientos al partido para las elecciones a diputados nacionales.

En el punto Nº 5 del acuerdo se manifiesta la “voluntad de que, a los efectos de la elección de diputados nacionales, la Unión Cívica Radical se atenga a lo que establezca la Honorable Convención Nacional del partido”.

Sin embargo, en el punto anterior el radicalismo santafesino este miércoles dejó constancia en el acta que se exhortará “a los convencionales nacionales por Santa Fe que insten a la Honorable Convención Nacional a aprobar una resolución que, independientemente del marco de alianzas a nivel nacional, contemple la identidad y el marco de las alianzas históricas de cada uno de los distritos provinciales”.

De esa manera, el sello radical estará conformando Cambiemos, en las listas que representen al presidente Mauricio Macri. Pero los radicales santafesinos también tendrán la libertad de ir en las listas que conformen con el socialismo y sus otros socios locales del Frente Progresista o, si así lo desean, presentar una lista netamente radical.

El presidente del partido a nivel nacional, José Corral, le dijo a UNO: “Por un lado se decidió atenerse a lo que resuelva la convención nacional respecto a las alianzas nacionales. Sé que a nivel nacional hay un altísimo consenso para ratificar Cambiemos. Segundo, para las ciudades es una herramienta que privilegia los compromisos de gobierno que tenemos en muchas ciudades en las que gobernamos los radicales. Además da una herramienta de flexibilidad para acompañar las estrategias de cada referente del radicalismo en cada ciudad de la provincia”.

El resultado de la convención fue bueno para todos los radicales, incluso para sus socios locales y nacionales. Los radicales más cercanos al gobierno de Macri podrán conformar un frente para armar una lista de unidad con el PRO o ir a internas para buscar a los candidatos a diputados nacionales. Pero, además, esos radicales y los más cercanos a los socialistas seguirán integrando el Frente Progresista para las listas a cargos locales, lo que les permite desde hace más de nueve años formar parte de la coalición que gobierna la provincia.

En el primer punto de la acordada, donde se ratifica la pertenencia al Frente Progresista, los dirigentes santafesinos expresaron este miércoles que esperan que esa decisión “permita a la Unión Cívica Radical consolidar y ampliar su base de desarrollo territorial en municipios y comunas de la provincia”.

En el siguiente ítem se declama el histórico “compromiso con los valores de la República, la democracia, y el respeto absoluto al estado de derecho” y “condenar enérgicamente las actitudes antidemocráticas de quienes desconociendo la voluntad popular intentan desestabilizar las instituciones nacionales, ratificando el absoluto compromiso con la defensa de las mismas”.

El 3 de abril
La convención nacional del radicalismo se realizará en la ciudad de La Plata, el lunes que viene.

Los tres temas que tienen que resolver los radicales en ese encuentro son: la ratificación de la política de alianza con Cambiemos; la elección de autoridades de la convención nacional; y habilitar la reforma de la carta orgánica del parido. “Entiendo que los tres temas van a tener un gran consenso”, aseguró Corral.

En el recambio de las autoridades de la convención ya hay un preacuerdo para que el cordobés Jorge Sappia sea el nuevo presidente de la convención. También lo acompañarán Agustín Campero, que es funcionario de Ciencia y Tecnología de la Nación, y María José Sanz, que es prima de Ernesto Sanz. Mientras que la actual presidenta de la convención, Lilia Puig de Stubrin, va a coordinar la comisión que va reformar la carta orgánica.