Los asaltantes de Prosegur escaparon a Brasil y hubo enfrentamientos con la policía en Itaipulandia

Las autoridades encontraron dos lanchas en el Lago Itaipú con las que el grupo comando habría escapado de Ciudad del Este. Esta madrugada 50 ladrones con armamento militar explotaron una de las sedes de la compañía y se llevaron millones de dólares

Los diarios paraguayos ABC Color y Última Hora informaron que los asaltantes se trasladaron a Brasil en dos embarcaciones tipo lancha que fueron encontradas por agentes de la Policía Federal del Brasil en el Lago Itaipú, zona conocida como Itaipulandia, a 70 kilómetros de Foz.

Un policía murió en el asalto con explosivos a la sede de la compañía de seguridad privada Prosegur en la paraguaya Ciudad del Este, cometido por unos 50 supuestos miembros de la banda criminal brasileña PCC, informaron hoy las autoridades.

La Policía paraguaya informó que entre 50 y 60 supuestos miembros del Primer Comando de la Capital (PCC) fuertemente armados hirieron además a otro policía y a tres civiles en el robo, ocurrido durante la medianoche del domingo en Ciudad del Este, segunda urbe de Paraguay y fronteriza con Brasil.

El fallecido es un suboficial del Grupo Especial de Operaciones (GEO), mientras que los heridos están fuera de peligro.

Los atracadores utilizaron una decena de vehículos en el asalto, uno de ellos, un camión para transportar elementos de apoyo (hombres y explosivos). Tras el ataque, los asaltantes se dieron a la fuga y abandonaron esos vehículos en la vecina ciudad de Hernandarias.

Además incendiaron 19 vehículos particulares, entre ellos varios de la firma española Prosegur, desde los cuales repelieron a los efectivos policiales que fueron llegando a la sede de la empresa.

La Policía Nacional no confirmó el monto que pudo haber sido robado, aunque los medios de Ciudad del Este manejan la cifra de entre 20 y 40 millones de dólares.

La empresa todavía no se ha pronunciado y anunció que emitirá un comunicado a lo largo del día.

La Policía tampoco confirmó si los asaltantes utilizaron explosivos plásticos de fabricación industrial C-4 para entrar en la bóveda de la empresa, como citaron algunos medios. Sin embargo, la fuerza sí confirmó que los asaltantes utilizaron “explosivos de alto poder”, granadas de mano y un fusil antiaéreo.

Por su parte, el ministro del Interior Lorenzo Lezcano, que hoy partió hacia Ciudad del Este, dijo a los periodistas que “fue un operativo bien planeado, ya que los perpetradores contaban con explosivos”. Asimismo indicó que las fuerzas de seguridad trabajan en coordinación con la Policía Federal del Brasil para dar con los asaltantes.

El gobernador del departamento de Alto Paraná, Justo Zacarías, dijo a la emisora 970 AM que pasada la medianoche se escucharon en la ciudad el estruendo de las explosiones y posteriormente ráfagas de disparos hasta entrada la madrugada. Las autoridades locales decidieron suspender las clases en la ciudad.