Serrichio propone pensar la ciudad “con seguridad y educación vial”

El pre candidato a concejal del Frente Progresista Cívico y Social emitió un nuevo documento de opinión.

El texto

Los vecinos de Reconquista podemos alcanzar una ciudad donde cada ciudadano que se maneje en moto o en auto esté dentro del sistema, con su carnet de conducir y su seguro. Esta es la mejor forma de garantizar seguridad vial para todos los reconquistenses y la gente que transita sus calles.

Cuando tuve la oportunidad de ser Secretario de Gobierno, en dos años logramos reducir en más del 50% la cantidad de víctimas fatales registradas en siniestros viales en la ciudad. La fórmula fue una combinación de controles y educación.

La educación clave pasa por la licencia de conducir. Ahí es donde cada uno de los aspirantes tiene que hacer el curso como corresponde, porque tiene charlas didácticas, y tiene que estudiar y rendir un examen para demostrar que entiende los principales puntos de las leyes de tránsito y la cuestión vial en general.

Paralelo a las acciones para que los conductores se mantengan dentro del sistema, desde el municipio tenemos que acompañar el fuerte trabajo que la provincia está haciendo desde algunos años en todas las escuelas con la incorporación de educación vial en la los contenidos del aula. Ahí el municipio puede aportar y mucho con una interacción permanente a través de charlas que apuntalen el trabajo docente. Es una vinculación que funciona muy bien, como se puede ver todos los años en el “Día de la seguridad vial”.

Por esto, la política de control público tiene que concentrarse en que la gente se inserte en el sistema, es decir, que tenga su licencia de conducir, su póliza de seguro y un vehículo en condiciones reglamentarias para circular y, simultáneamente, tiene que fortalecer el trabajo de los docentes en las escuelas. Con estas medidas los resultados van a ir mejorando año tras año.

Los vecinos de Reconquista podemos alcanzar una ciudad donde cada ciudadano que se maneje en moto o en auto esté dentro del sistema, con su carnet de conducir y su seguro. Esta es la mejor forma de garantizar seguridad vial para todos los reconquistenses y la gente que transita sus calles.

Cuando tuve la oportunidad de ser Secretario de Gobierno, en dos años logramos reducir en más del 50% la cantidad de víctimas fatales registradas en siniestros viales en la ciudad. La fórmula fue una combinación de controles y educación.

La educación clave pasa por la licencia de conducir. Ahí es donde cada uno de los aspirantes tiene que hacer el curso como corresponde, porque tiene charlas didácticas, y tiene que estudiar y rendir un examen para demostrar que entiende los principales puntos de las leyes de tránsito y la cuestión vial en general.

Paralelo a las acciones para que los conductores se mantengan dentro del sistema, desde el municipio tenemos que acompañar el fuerte trabajo que la provincia está haciendo desde algunos años en todas las escuelas con la incorporación de educación vial en la los contenidos del aula. Ahí el municipio puede aportar y mucho con una interacción permanente a través de charlas que apuntalen el trabajo docente. Es una vinculación que funciona muy bien, como se puede ver todos los años en el “Día de la seguridad vial”.

Por esto, la política de control público tiene que concentrarse en que la gente se inserte en el sistema, es decir, que tenga su licencia de conducir, su póliza de seguro y un vehículo en condiciones reglamentarias para circular y, simultáneamente, tiene que fortalecer el trabajo de los docentes en las escuelas. Con estas medidas los resultados van a ir mejorando año tras año.