Caso Rosalía Jara: las novedades de este jueves

Con la mira puesta en la Policía se investiga a dos efectivos y hasta se rumoreó el desembarco de Gendarmería Nacional en el caso. A 40 días de su desaparición, su madre se constituyó como querellante.  

Luego de los seis allanamientos de la jornada de ayer y los cuestionamientos al accionar de la Policía de Santa Fe, finalmente decidieron desarmar e iniciar una investigación en contra de los efectivos Radosevich y Correa por la “inactitud” para favorecer el inicio de las averiguaciones en los primeros días tras el hecho. Además, en declaraciones radiales del miércoles por la tarde, el Fiscal de Vera Gustavo Latorre dio a entender que Rosalía estuvo embarazada y sufrió un aborto, del cual investigan si fue espontáneo o inducido, aunque no precisó si esa fue la causa o el motivo por el cual está desaparecida.  

Por su parte, la Diputada Provincial Alicia Gutierrez remarcó que la responsabilidad de ofrecer una recompensa por una persona desaparecida es exclusiva del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos, y nunca de un legislador, en clara referencia a la iniciativa de ofrecer $200.000 a quien aporte datos sobre el paradero de Rosalía por parte del Senador Provincial por el Dpto. Vera, Osvaldo Sosa. 

La madre de Rosalía se constituyó como querellante

Liliana Raquel Jara, la madre de Rosalía Jara, se constituyó como querellante en la causa que investiga el caso y que es tramitado en la Justicia provincial a través del fiscal Martín Gaúna Chapero, del Ministerio Público de la Acusación. La admisión de la querella se dio esta mañana en los tribunales de Vera y de ahora en más Jara tendrá, por medio de sus abogados particulares -Ariel Willambi y Aníbal Zupel- participación activa en el procedimiento judicial que intenta determinar qué sucedió con Rosalía.

¿Gendarmería sí o no?

También esta mañana y en una entrevista con una radio local, el Fiscal Gustavo Latorre indicó haber mantenido una reunión con autoridades de Gendarmería Nacional para que dicha fuerza se ocupara del caso, dejando de lado la labor de la Policía de Santa Fe. 

Consultado por este medio, el Subsecretario de Investigación Criminal Rolando Galfrascoli remarcó que eso no es verdad, que el caso sigue en manos de la PDI (Policía de Investigaciones) y que ellos nunca recibieron ninguna notificación al respecto por parte del Gobierno de la Nación.

Habrá que esperar entonces para saber cómo actuarán ambas fuerzas de seguridad de ahora en adelante.