¿Cómo?: Quedó embarazada mientras concebía un bebé para una pareja

El feto encargado tenía seis semanas de gestación cuando los médicos le encontraron un segundo de su propio esposo. Los especialistas aseguran que no hubo más de diez casos registrados en toda la historia de la humanidad

Una mujer que había alquilado su vientre y estaba gestando un bebé para una pareja china, quedó embarazada nuevamente de su marido. Ocurrió en Estados Unidos y los médicos indicaron que son casos sumamente excepcionales, ya que no hubo más de diez a lo largo de la historia.

Jessica Allen, madre de dos niños, ejerció como gestante de una pareja a la que quiso ayudar a tener un bebé. Cuando el pequeño ya tenía seis semanas de crecimiento, los médicos descubrieron que un segundo feto estaba creciendo en su vientre.

En un principio pensaron que ambos bebés eran de la pareja china, pero más tarde los médicos descubrieron que se trataba de una superfetación, tal como se denomina a una fecundación exitosa de un óvulo liberado durante la evolución del embarazo.

El resultado es que la madre tiene mellizos de distinta edad gestacional, que incluso pueden ser de distintos padres, como en este caso, según consignó el sitio Quo.

En el caso de Allen, cuando ambos nacieron, uno tenía un color de piel más claro que el otro. Tras realizarse exámenes de ADN, comprobaron que un bebé era suyo.

Más Información