Se culminó un nuevo cuerpo de nichos en el Cementerio Municipal de Avellaneda