Cargando... El Portal de la Ciudad de Reconquista

Búsquda


Locales

¿El femicida de Rosalía Jara puede quedar libre?

La defensa de Juan Valdéz , únoco imputado por el crimen, apeló la acusación de femicidio admitida por el juez Banegas y realizarán una audiencia este martes para buscar el sobreseimiento.

El único detenido e imputado por el femicidio de Rosalía Jara es Juan Valdéz. El hombre de 39 años se encuentra en prisión preventiva hace casi tres años, primero por retención y ocultamiento de persona –el cuerpo de Rosalía estuvo desaparecido más de un año– y luego por femicidio. Está casado y es profesor de educación física.

En julio se cumplen tres años de la prisión preventiva de Valdéz y si no comienza antes el juicio oral deberán liberarlo.

En el transcurso de la investigación se comprobó que era el padre de la hija que Rosalía tuvo cuando tenía 16. Cuando ella desapareció, a los 19, estaba a días de realizar los análisis de ADN para comprobar la paternidad de la beba y, según la querella, le había pedido que la ayude a mantener a su hija económicamente. Ese 1 de julio de 2017, su teléfono celular tenía más de 10 llamadas de Valdéz. Que, hasta el día de hoy, nunca declaró.

El caso

Rosalía fue vista por última vez en una garita a la vera de la ruta en la localidad de Fortín Olmos por la noche. Estuvo más de un año y un mes desaparecida, tiempo en que su pueblo y mujeres de toda la provincia levantaron carteles con su cara y la pregunta “¿Dónde está Rosalía Jara?”. Sus restos aparecieron un 26 de agosto de 2018 en un campo de Vera. Si bien no se pudo determinar en la autopsia la causa de muerte, se confirmó que había lesiones en la zona del cráneo, compatible con una fractura.

El 14 de febrero de este año en los tribunales de Vera, el juez Santiago Banegas admitió la acusación formulada contra Valdéz, único sospechoso del asesinato de Rosalía Jara. Fue imputado ese día por “homicidio doblemente calificado por la relación y por ser cometido por un hombre contra una mujer y mediando violencia de género –femicidio–, atribuyéndosele su comisión al imputado en carácter de autor, por la cual los acusadores solicitan la pena de prisión perpetua”.

 

En esa ocasión Banegas además rechazó la solicitud de sobreseimiento del imputado realizada por sus defensores técnicos y ratificó la medida cautelar de prisión preventiva. Al mismo tiempo dio admisión también a la mayoría de las pruebas de la querella y de fiscalía, y rechazó algunas otras, como la de corrupción de menores ya que no estaba dentro de las primeras acusaciones. En este sentido, se espera que el siguiente paso sea ir a juicio oral, que sea juzgado por un tribunal.

La defensa de Valdéz, conformada por los abogados Jorge Juan Bedouret y Bárbara Reynoso, apelaron esa resolución y pidieron la nulidad de la misma. Esa audiencia se llevará a cabo por Zoom este martes a las 9. Si se da lugar podría quedar en libertad.

En el recurso de apelación piden que se rechace la acusación presentada por la querella por ser “oscura e imprecisa”, entre otros varios adjetivos similares. Dicen que las pruebas para culparlo no son suficientes a la vez que no presentan ninguna en esa petición para demostrar la inocencia. En los argumentos expresan sentirse agraviados por las calificaciones legales y los agravantes admitidos por Banegas, a quien en un momento del texto, refieren a que él considera que los hechos ocurrieron así por “soberbia” y otras suposiciones. Asimismo, niegan la violencia de género, es decir, que sea femicidio.

Qué dice la querella

Carolina Walker y Matías Pautasso, querellantes de la causa desde diciembre de 2019, evalúan que se trata de una estrategia dilatoria de parte de la defensa ya que el 17 de julio se cumplen tres años de Valdés en prisión preventiva y si no se inicia el juicio oral antes de esa fecha el principal acusado quedaría en libertad ya que no existe posibilidad de prórroga.

“La prueba es muy concluyente en cuanto a la responsabilidad de Valdéz. Buscan que pase eventualmente el juicio en libertad, con la cuarentena se complica que empiece un juicio de estas características. El 5 de mayo vamos a defender la resolución del juez que dio lugar a nuestras acusaciones”, afirman los abogados que representan a la madre de Rosalía.

Cabe destacar que Banegas ratificó en febrero la medida cautelar de prisión preventiva a la cual se encuentra sometido Valdéz ya que “el imputado se encuentra a un paso de enfrentar un juicio oral y público en el cual los acusadores solicitarán que se lo condene a prisión perpetua, y ello hace que el peligro de fuga se encuentre aún más latente”. Además, dio lugar al argumento de los acusadores sobre “riesgo de entorpecimiento probatorio” ya que “el imputado realizó diferentes maniobras para turbar el normal desarrollo del proceso y para impedir la recolección de evidencias de cargo, tales como «borrar de su teléfono celular toda evidencia incriminatoria y hostigar a tres testigos para que modifiquen sus declaraciones»”.

” BUSCAN QUE PASE EVENTUALMENTE EL JUICIO EN LIBERTAD, CON LA CUARENTENA SE COMPLICA QUE EMPIECE UN JUICIO DE ESTAS CARACTERÍSTICAS”

Por último desde la fiscalía se relató que no se investigó solo a Valdéz, también a las otras personas que estaban en el bar con ella esa noche. “Se realizaron escuchas telefónicas ordenadas por el juez, allanamientos y testimoniales” y se descartó que se trate de “un capricho, o una película, un invento, una obsesión” por Valdéz como apuntó la defensa del imputado.

Fuente: Sin mordaza Con información de Uno Santa Fe

Tags: