Cargando... El Portal de la Ciudad de Reconquista

Búsquda


Locales

Según los Peritos, Rosalía Jara no habría muerto por un golpe contuso en la cabeza

Coincidieron los peritos de antropología forense con lo que manifestó el forense de Reconquista Horacio Goldaraz.

Rosalía Jara tenía una lesión contundente en el maxilofacial lado izquierdo cerca del óvulo, pero tanto el forense de Reconquista como los peritos de antropología forense, coincidieron que ese golpe que además se estima fueron varios, no sería el condicionante de su muerte, serían otros los factores que llevaron a la joven a que expirara.

En las últimas horas también brindaron testimonios peritos que trabajaron en el teléfono celular de Valdez, Julio Arredondo dijo que tomo el celular del detenido, saco la información en Santa Fe y se la paso al oficial de policía de la PDI Juan Quaranta, teniendo en cuenta que el teléfono había sido reseteado a fábrica, este hombre hablo de datos que no se pudieron recuperar, como por ejemplo lo de WhatsApp, si dijo que se recuperó algo de Facebook, y allí no había mayores relevancias en cuanto a conversaciones de Valdez con Rosalía, si se pudo observar que había cuatro perfiles de Facebook de ella que estaban bloqueados, también observo que existieron llamadas entre ambos a las 15 hs de ese 1° de julio de 2017. En esta parte de las declaraciones, la defensa cargo contra el oficial Quaranta, achacándolo quien había cargado crédito en el celular de Valdez, a lo que el policía contesto que no lo había hecho pero que si había manipulado el teléfono, después una ingeniera en sistemas, manifestó que a pesar de que no es usual que se haga eso, reafirmó que se había cargado crédito y esta acción la dejo asentada por escrito.

En la sexta jornada del juicio, también presto testimonio quien estaba al frente de la comisaria tercera de Fortín Olmos, el comisario Iván Barrientos, manifestó que no tenía una relación de amistad con el detenido, pero que si eran conocidos del pueblo, negó tajantemente que le haya indicado a Valdez que borre información del teléfono e incluso que le secuestrarían el aparato. Barrientos aclaro que era habitual que se acerquen personalmente o se comuniquen para realizar una citación, y este caso con más razón ya que Valdez no estaba en calidad de imputado y solo se lo buscaba para que preste declaración. Por último el ex jefe de policía de Fortín Olmos, reconoció que en algunos procedimientos como ser el secuestro del teléfono, del auto o en el trabajo realizado por los perros rastreadores no había puesto testigos.

Fuente – FM Vida Fortín Olmos

Tags: