El urgente pedido de la ONU a los talibanes que ocuparon Afganistán



«Hago un llamado a los talibanes y a todas las partes para que respeten y protejan el derecho internacional humanitario y los derechos y libertades de todas las personas», dijo António Guterres ante el Consejo de Seguridad del foro mundial.

El secretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), António Guterres, pidió este lunes a todos los protagonistas en Afganistán, especialmente al movimiento islamista Talibán, que ejerzan la máxima moderación y protejan vidas para garantizar que se puedan satisfacer las necesidades humanitarias.

«Hago un llamado a los talibanes y a todas las partes para que respeten y protejan el derecho internacional humanitario y los derechos y libertades de todas las personas», dijo Guterres ante el Consejo de Seguridad del foro mundial.

Asimismo, planteó que todos los países deberían estar dispuestos a recibir refugiados afganos y abstenerse de cualquier deportación. «Hago un llamamiento al Consejo de Seguridad y a la comunidad internacional en su conjunto para que se mantengan unidos, trabajen juntos y actúen juntos», agregó Guterres.

 

En la misma línea, instó a las naciones a «utilizar todas las herramientas a su disposición para suprimir la amenaza terrorista global en Afganistán y garantizar que se respeten los derechos humanos básicos».

«Los próximos días serán cruciales. El mundo está mirando. No podemos ni debemos abandonar al pueblo de Afganistán», expresó, y destacó que es «esencial que se protejan los derechos de las mujeres y niñas afganas que tanto costó conseguir«, al tiempo que instó a lo talibanes a respetar «el derecho internacional humanitario».

El domingo, los talibanes anunciaron la toma de la capital afgana, Kabul, y proclamaron el fin de su ofensiva contra las tropas gubernamentales, que intensificaron desde el comienzo de la retirada de las fuerzas de EEUU y la Organización del Atlántico Norte (OTAN) –presentes en el país desde 2001– prevista para completarse el 31 de agosto.

El presidente afgano, Ashraf Ghani, abandonó el país «para prevenir una masacre», según su declaración. Los talibanes ya dejaron claro que no habrá un gobierno de transición, sino «un traspaso completo» del poder. Mientras continúa este proceso, el movimiento se ha comprometido a mantener el orden y la seguridad en las localidades bajo su control, informó Télam.