Vicentin: 14 ex directores y síndicos de la agroexportadora serían imputados por estafa



Según un portal especializado, el fiscal Miguel Moreno los acusará ante la justicia penal de Rosario de haber ocultado la realidad financiera de la empresa.

Exdirectores y síndicos de la agroexportadora Vicentin, que a principios de 2020 entró en concurso de acreedores y a mediados de ese año fue blanco de un intento de intervención y estatización por parte del Gobierno nacional, serán imputados por estafa ante la Justicia penal de Rosario.

Según informó el periodista Juan Chiummiento en el sitio Punto Biz, la audiencia tiene fecha firme y trascendieron los nombres de los acusados por el fiscal de la causa, Miguel Moreno, por ocultamiento de la realidad económico-financiera de la compañía hasta llegar a la convocatoria de acreedores por la imposibilidad de afrontar los pagos a proveedores y acreedores.

Las maniobras habrían sido realizadas con el “ardid” de registrar la compra de granos mediante la modalidad “a fijar”, que permitía a la compañía diferir los pagos, pues a menudo los proveedores preferían esperar para cobrar la producción que entregaban a la compañía.

Entre los imputados se mencionan a varios nombres muy conocidos de la firma fundada en 1928 en Avellaneda, en el noreste de Santa Fe, pero que en las últimas décadas había trasladado el grueso de sus operaciones productivas y comerciales a la zona de Rosario.

Estrés financiero

A lo largo del proceso que llevó a la convocatoria de acreedores, la compañía sufrió un creciente “estrés financiero”, pero ocultó las deudas con productores y proveedores, lo que le permitió seguir exhibiendo –engañosamente- números muy favorables en sus balances, que luego se utilizaban, por caso, para solicitar créditos bancarios de prefinanciación de exportaciones.

La audiencia se realizará el 26 de octubre, primer paso firme tras una querella planteada en 2020 por acreedores financieros y comerciales, que denunciaron una estafa por USD 600 millones.

En 2020, cuando el Gobierno intentó intervenir y expropiar Vicentin, encontró un fuerte rechazo de la población localEn 2020, cuando el Gobierno intentó intervenir y expropiar Vicentin, encontró un fuerte rechazo de la población local

En total, los imputados por Moreno serían 14: miembros del directorio, síndicos del período previo al default y 2 accionistas que cumplieron funciones comerciales y emitieron certificados de compliance. Esto abarca los siguientes miembros del directorio 2016-2019: Daniel Buyatti; Alberto Macua, Roberto Gazze, Máximo Padoan, Cristian Padoan, Martín Colombo, Sergio Vicentin, Pedro Vicentin, Roberto Vicentin y Yanina Boschi. Los dos síndicos imputados serán Omar Scarel y Raul González Arcelus.

La oferta de Vicentin

Scarel había sido síndico titular y desde septiembre de 2020 es el presidente del directorio. Para la fiscalía, “debía ser el encargado de velar por el cumplimiento de la ley”, explicó una fuente tribunalicia al portal rosarino. Lo cierto es que Scarel encabeza hoy las negociaciones con los acreedores para intentar salir de la convocatoria.

A principios de octubre, los actuales directivos de Vicentin habían comenzado a definir la propuesta a los acreedores, mientras buscan el consenso mayoritario para presentar la propuesta al juez del concurso, que se tramita en Reconquista, una localidad vecina a Avellaneda. Esa información ya está en poder de los principales bancos extranjeros, que tienen acreencias por USD 530 millones y pidieron más precisiones. La propuesta también fue presentada a interventores y síndicos y hubo contacto con un grupo de entre 10 y 12 productores de fuerte peso en el sector.

La propuesta incluye un pago inicial de USD 20.000 por acreedor, incluyendo más de 1.100 productores con acreencias menores, que cobrarían en un solo pago el 50% de lo adeudado. El monto por ese concepto sumaría USD 28 millones.

Scarel había dicho a Infobae que la deuda actual de Vicentin asciende a USD 1.573 millones, de la cual se propone una fuerte quita. Tras el pago inicial de USD 28 millones, quedarían unos USD 457 millones a pagar en 13 cuotas anuales a partir del 2024.