El campo prepara una marcha multitudinaria para el viernes



Será el 9 de julio en San Nicolás, provincia de Buenos Aires, y en la ciudad de Reconquista.

El campo prepara para este viernes una movilización federal en San Nicolás, provincia de Buenos Aires, y en la ciudad de Reconquista, sitios donde participarán delegaciones de 100 localidades de 15 provincias.

La marcha, organizada por productores autoconvocados, pretende trascender los límites del sector rural, sumando a otros actores de la economía afectados por las decisiones de la administración de Alberto Fernández, como los gastronómicos, transporte, turismo, hoteleros, industriales, comerciantes, constructores, entre otros.

“Las tomas de decisiones a nivel nacional son, a nuestro criterio, erróneas y atraviesan a Santa Fe de norte a sur y de este a oeste. Repercuten no solo en la cadena de producción, sino también en el asalariado. Mientras los tiempos políticos son distintos a los productivos, debemos seguir defendiendo la mano de obra”, aseguró a Cadena OH! Sara Gardiol, flamante presidenta de la Confederación de Asociaciones Rurales de Santa Fe (CARSFE), una de las tantas entidades que participarán de la movilización.

La titular de la institución indicó que el objetivo de la marcha será hacer oír a los argentinos que, “por la razón que sea, no encuentran respuesta a sus necesidades y demandas”. En tanto, el acto “pertenecerá a los ciudadanos de a pie y no a los políticos”, señalaron por su parte los organizadores.

“Queremos reiterar nuestro pedido a todos los espacios políticos, tanto oficialistas como opositores, de que se mantengan al margen de la convocatoria. El protagonismo del encuentro pertenece a los ciudadanos de a pie. Si la política partidaria tiene un rol en esta movilización, es el de escuchar, con humildad y respeto, lo que quieren los millones de argentinos que hoy, por la razón que sea, no encuentran respuesta a sus necesidades y demandas en el quehacer de los partidos”, expresaron en un comunicado.

A favor de la marcha también se pronunciaron los dirigentes de la Mesa de Enlace de Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos. “A las medidas intempestivas altamente intervencionistas del gobierno nacional, como el incremento de retenciones e impuestos, las limitaciones fijadas a las exportaciones de carne, la estatización de la Hidrovía del Paraná, la ideologización de un órgano técnico como el INTA, hay que sumar la inexistencia de un diálogo constructivo, la limitación de las libertades, las restricciones a la propiedad privada y las declaraciones oficiales sesgadas”, indicaron los organizadores.